Alimentos buenos para el cabello – Nutrientes para recuperar la salud y los problemas del cabello – El cabello es una parte importante de nuestra apariencia física. Y por eso, la caída del cabello, el adelgazamiento del cabello o las canas intempestivas nos molestan mucho. Los problemas del cabello no solo se resolverán cambiando nuestro champú o acondicionador o aplicando toneladas de otros productos para el cuidado del cabello. El secreto para un cabello verdaderamente sano radica en nuestra alimentación. Nuestro estilo de vida juega un papel importante en la condición de nuestro cabello y piel y la dieta diaria es una parte vital de nuestro estilo de vida. Lo que comemos se luce en nuestro cabello (y también en la piel). El grosor y la fuerza de nuestro cabello es hereditario, pero una mala elección de alimentos puede empeorarlo. Asegúrate de que tu dieta aporta todos los nutrientes necesarios a las células ciliadas, para que nuestro cabello crezca y se mantenga sano. Encuentra aquí el comida buena para el cabello.

Los mejores alimentos que son buenos para nuestro cabello

Huevos –

Comenzaremos esta lista de los mejores alimentos buenos para el cabello con huevos. Los huevos son ricos en nutrientes vitales como vitamina A, yodo, ácido fólico, biotina, vitamina E, vitamina D, vitamina B, hierro, fósforo, selenio, zinc y proteínas. Estos nutrientes favorecen la salud del cabello y la piel.

Nuestro cabello es el tejido de más rápido crecimiento en el cuerpo y el zinc que se encuentra en los huevos ayuda con el crecimiento de los tejidos y la regeneración celular. Además, el zinc es importante para la buena salud de las glándulas productoras de aceite adheridas a los folículos pilosos, ya que eso minimizaría la posibilidad de caída del cabello.

Los huevos también son ricos en biotina, y este es otro nutriente vital para el cabello. La biotina, o vitamina B7, juega un papel importante en el crecimiento saludable del cabello. Además, nuestro cabello está hecho de una proteína conocida como queratina, y la biotina es esencial para la producción de queratina.

Nuestro cabello requiere nutrientes esenciales para mantenerse saludable. Los huevos están repletos de vitaminas y minerales esenciales que favorecen la salud del cabello, la piel y el cuerpo.

Dado que nuestro cabello está compuesto principalmente de proteínas, cualquier tipo de pérdida de proteínas afecta negativamente a la salud de nuestro cabello. Por otro lado, los huevos están llenos de proteínas, lo que satisface con éxito la deficiencia de proteínas. Además, los huevos son ricos en ácidos grasos omega 3, otro nutriente vital para un cabello sano.

Nueces –

Luego viene ‘nueces’ en nuestra lista de los mejores alimentos buenos para el cabello. Según las investigaciones, la deficiencia de zinc puede provocar la caída del cabello. Afortunadamente, las nueces son una gran fuente de zinc que nos ayuda a suplir la deficiencia.

Las nueces, anacardos, almendras, etc. son conocidas como excelentes fuentes de zinc y deben incluirlas en su dieta para un cabello saludable. También se ha visto que la deficiencia de ácidos grasos esenciales (Omega 3 y ácidos grasos omega 6) también es responsable de perdida de cabello y aclarado del cabello. Para evitarlo, agregue nueces a su dieta diaria.

Al ser una rica fuente de hierro, azufre y biotina, las nueces ayudan a fortalecer las raíces del cabello y previenen la caída del cabello. Sin embargo, agregar nueces a su dieta diaria le brinda algo más que mechones saludables y hermosos. Las nueces también son buenas para nuestro corazón.

Los estudios han demostrado que la deficiencia de magnesio en el cuerpo humano puede provocar la caída del cabello. Las almendras son una excelente fuente de magnesio. Junto con eso, las almendras son ricas en vitamina B2a y vitamina E, manganeso, cobre, fósforo, fibra, etc., y todos estos nutrientes ayudan a que el cabello crezca largo y fuerte.

Bayas –

Las bayas son ricas en vitamina C. Los estudios han demostrado que la deficiencia de vitamina C en el cuerpo humano puede causar una pérdida de cabello severa. La vitamina C es un antioxidante que protege nuestro cabello de los daños de los radicales libres.

Además, la vitamina C estimula la producción de colágeno, lo que ayuda a fortalecer nuestros tallos y folículos pilosos. La vitamina C también ayuda al cuerpo a absorber el hierro de la dieta.

El hierro es un mineral importante para la salud del cabello. La deficiencia de hierro es un factor importante detrás de la caída del cabello. Ayuda a los glóbulos rojos a transportar oxígeno por todo el cuerpo. El oxígeno ayuda con el crecimiento y la reparación de las células del cuerpo, incluidas las que estimulan el crecimiento del cabello.

Agregar fresas a nuestra dieta diaria ayuda a mantener un cabello saludable. Las fresas se consideran buenas para el cabello porque una taza (144 g) de fresas proporciona el 141% de nuestro requerimiento diario de vitamina C. Ya hemos hablado de la importancia de la vitamina C para un cabello sano.

Las fresas también contienen ácido elágico y protege nuestro cabello del adelgazamiento o la caída. Además, la vitamina B5 y B6 de las fresas son útiles para prevenir la caída del cabello de forma eficaz.

Semillas –

Las semillas son otro tipo de alimento bueno para el cabello. A veces experimentamos una falta de crecimiento del cabello debido a nuestros problemas de salud internos, y las semillas son excelentes para estimular el crecimiento del cabello. Son ricas en vitamina E que promueve el crecimiento del cabello al mejorar la circulación sanguínea en el cuero cabelludo.

La vitamina E también ayuda a mantener nuestro cuero cabelludo y cabello hidratados y saludables. Una onza (28 g) de semillas de girasol puede proporcionar casi el 50% de nuestro requerimiento diario de vitamina E. También es una rica fuente de vitaminas B, que son esenciales para el crecimiento del cabello.

Junto con la vitamina E y las vitaminas B, las semillas también son ricas en zinc y selenio, dos minerales vitales para el crecimiento saludable del cabello.

Las semillas de lino son ricas en hierro y ya sabemos lo importante que es el hierro para la salud de nuestro cabello. Estas semillas también contienen ácidos grasos omega-3. Los ácidos omega 3 mantienen el cuero cabelludo sano, promueven el crecimiento del cabello y le dan brillo.

Una cucharada de semillas de lino enteras contiene 2,3 mg de ácidos grasos omega-3, mientras que una cucharada de aceite de linaza viene con 7,2 g de omega-3.

Espinacas –

Agregar vegetales de hojas verde oscuro, como la espinaca, a su dieta diaria ayuda a que el cabello crezca de manera saludable. La espinaca también es útil para combatir el cabello quebradizo. Además, está lleno de nutrientes asombrosos, como vitamina A, vitamina C, hierro, betacaroteno, folato, etc., que ayudan a mantener nuestro cuero cabelludo y cabello en condiciones saludables.

Una taza de espinaca (30 g) puede proporcionar hasta el 54% de nuestro requerimiento diario de vitamina A, y esta vitamina ayuda a mantener el cabello hidratado para que no se rompa fácilmente.

La espinaca también es rica en hierro, otro mineral importante para un cabello sano. Además, la gran cantidad de vitamina B en las espinacas ayuda a mantener el cabello brillante y suave.

Entonces, aquí hablamos sobre los 5 mejores alimentos buenos para el cabello. Por supuesto, los problemas del cabello siempre estarán ahí, pero las soluciones no están demasiado lejos. El uso de mascarillas para el cabello, paquetes para el cabello, champús y acondicionadores mejorará el aspecto y la sensación de su cabello desde el exterior, mientras que la elección correcta de alimentos lo mantendrá sano y fuerte desde el interior.