La menta es una hierba de olor y sabor refrescante, muchas de nosotras amamos la fragancia que emite y por eso elegimos cremas o bálsamos que la contengan.

Sin embargo, lo que tal vez desconocemos es que la menta posee innumerables propiedades antibacteriales lo cual la hace ideal al momento de ser usada en humectantes, astringentes, tonificantes y otras fórmulas que beneficien nuestra piel.

No dejes de leer a continuación, ya que hemos elaborado para ti una serie de recetas usando esta hierba que no debes pasar por alto en tu rutina de belleza diaria.

Combate el acné

La menta posee grandes cantidades de ácido salicílico, tritura hojas de rosa y menta en un bol preferiblemente de vidrio, agrega agua destilada y aplica la mezcla resultante sobre tu rostro, deja actuar durante toda la noche y repite por varias semanas notarás como el acné deja de ser un problema.

Limpia tus poros

Para limpiar y cerrar tus poros de forma adecuada aplica en tu rostro una mezcla de hojas de menta trituradas con miel, además esto servirá para hidratar y nutrir tu piel.

Elimina las cicatrices

Para tratar las cicatrices dejadas por el acné puedes usar una sustancia pastosa hecha a base de jugo de tomate hojas de menta trituradas y arcilla orgánica.

Mezcla los ingredientes y aplícalos sobre tu rostro por unos 15 minutos antes de dormir, lava con agua fría para cerrar los poros y repite por varias semanas hasta ver resultados.

Previene las espinillas

Mezcla hojas de menta trituradas con la clara de huevo, bate esto hasta obtener una mezcla espumosa y aplícala sobre tu rostro una vez a la semana por 20 minutos antes de dormir; esto mantendrá la piel de tu rostro nutrida y limpia lo que evitará la aparición de espinillas.

Como exfoliante

Si deseas aprovechar los beneficios de la menta y a la vez exfoliar tu piel entonces debes mezclar agua a vena y hojas de menta en el procesador de alimentos, o en su defecto triturar esto hasta obtener una pasta con la cual masajearás suavemente tu rostro para eliminar las células muertas de la piel, así como la sociedad acumulada.

Calma las picaduras de insectos

Si un insecto te ha picado y tu piel se inflamó entonces tritura hojas de menta y alcohol al 100%, humedece un algodón en el líquido resultante y aplícalo sobre la picadura, esto servirá para limpiarla y en poco tiempo la inflamación desaparecerá.

Los beneficios de la menta para piel

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.